Universidad Centroamericana José Simeón Cañas


Impuestos, al debate

José María Tojeira, director de Pastoral Universitaria
28/08/2014
Vota
  • 4.5 estrellas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
15 Votos
8

El tema de los impuestos siempre levanta ronchas. Cuando la derecha intenta subir el IVA, la izquierda critica el dinamismo regresivo de ese impuesto, que daña más al que tiene menos. Cuando la izquierda trata de subir los impuestos a los ricos, estos, junto con la derecha, advierten que se trasladarán a los pobres, subirán los precios y frenarán la inversión. Generalmente, no aclaran por qué se frenará la inversión si es que el impuesto se trasladará al final a los pobres. Sea como sea, la tendencia en el debate es a encontrarse, si se quisiera contentar a ambas partes, con una resultante imposible.

Pero hay un problema. El Salvador no se desarrollará nunca ni podrá alcanzar niveles de bienestar si no recolecta más dinero a través de los impuestos para invertir más en su gente. Viendo la tacañería del capital a la hora de fijar los salarios mínimos, no se puede esperar que sea el empresariado el que invierta más en la gente. Y el Estado, si simplemente quisiera universalizar el bachillerato, tendría que duplicar el presupuesto en educación. No digamos si pretendiera ofrecer un sistema de salud digno, un plan ambicioso de vivienda popular decente, un sistema de pensiones compensatorio y universalizado, etc. Necesitamos más impuestos y los necesitamos ya. No porque el Estado esté quebrado —aunque a veces da la impresión de que cerca anda—, sino para invertir en la gente de tal manera que todos y cada uno en nuestro país puedan desarrollar al máximo sus capacidades.

En esto del desarrollo de las capacidades, siempre sale gente diciendo que si se tiene voluntad, se puede conseguir cualquier meta, independientemente de si se es rico o pobre. Sin embargo, sin una adecuada inversión del Estado en la gente, las cosas no funcionan. Y el Estado salvadoreño ha tenido un enorme déficit histórico en esa responsabilidad, que incluso está puesta en la Constitución de la República sin que se haga mucho esfuerzo por cumplirla. La palabrería sobre el desarrollo de la mayoría de Gobiernos pasados ha sido casi siempre vacía, engañosa y falta de contenido. Nadie niega que haya avances. Pasar del candil a la energía eléctrica prácticamente universalizada y cubrir casi al cien por ciento de la población en los primeros ciclos de la primaria son avances reales, pero insuficientes para lograr la entrada a un desarrollo sostenible. La pobreza se ha medido de un modo totalmente hipócrita, solo a partir de una canasta básica muchas veces manipulada al antojo de los funcionarios de turno. Cuando en tiempos del expresidente Flores se decía que se había reducido la pobreza al treinta por ciento, se mentía tan descaradamente como después al hablar de las donaciones de Taiwán.

Para vencer la pobreza, necesitamos invertir mucho más en la gente, en las redes de protección social a las que nuestro pueblo tiene derecho, así como en el trabajo remunerado con un salario decente. Y para invertir en la gente, se necesitan impuestos. El Salvador necesita un pacto fiscal. Un acuerdo nacional en el que se especifique con claridad hacia dónde deben ir los dineros que se reciban de impuestos y en el que se aumente con claridad la cantidad de lo recogido. El Gobierno actual y el anterior se han visto obligados a subir impuestos. Pero más que subidas limitadas, necesitamos contemplar las necesidades, examinar los recursos que tenemos, y poner todos nuestra porción de carne en el asador. Ponerla desde un verdadero pacto de desarrollo, de inversión en la gente, de generosidad personal y social.

Los que reniegan continuamente del tema de los impuestos deberían ser más propositivos. Decir que El Salvador no necesita más impuestos es una locura, porque jamás podremos competir con otros países que invierten mucho más en su gente. En otras palabras, significa quedarse en la cola del desarrollo. Y si se acepta que necesitamos un verdadero pacto fiscal, entonces no vale criticar una subida parcial de impuestos sin presentar un plan alternativo. Fusades, ANEP y otras instituciones semejantes deberían tomarse en serio el desarrollo del país, en vez de lloriquear cada vez que hay una subida de impuestos, diciendo que esto frenará la economía. Exigir que el dinero recogido vaya a parar a la gente y al desarrollo de sus capacidades y no en los dispendios de una burocracia creciente, es una posición correcta. Pero oponerse tozudamente a nuevos impuestos es simple y sencillamente apostarle al crecimiento desigual de El Salvador, al aumento de sus contradicciones internas y al estancamiento en el subdesarrollo.


  •   Compartir


© Todos los derechos reservados.


Comentarios

Aguila1
31/08/2014 05:28:48 PM




De los candiles a la energia electrica , no es un avance de nada, pues esta no es gratis, y es mas en su instalacion siempre se paga , siendo la compañia dueña absoluta de lo que uno ha pagado. Para la campaña de este año en Panama, Juan Carlos Varela, dijo : como es posible que Panama tenga todavia abitantes con letrinas, sin energia electrica y analfabetos, teniendo Panama una invercion gubernamental de mas de 19,000,000 millones de dolares.Esto sera asi siempre, los millones para los millonarios , las migajas para los pobres.



Jenofonte
31/08/2014 08:28:45 AM




La derecha salvadoreña no logra articular un discurso coherente sobre su oposicion sobre la aprobacion de nuevos impuestos, por lado se queja de la migracion de salvadoreños al exterior, de la inseguridad, etc, etc., y por otro lado hace una ferrea oposicion a nuevos impuestos que en teoria van a invertirse en educacion, seguridad, programas sociales. Porque estas contradicciones en el discurso de la derecha? aun instituciones como fusades, ASI, Anep, Esen, hacen analisis sesgados y una oposicion a ultranza de los nuevos impuestos. Sera que obedecen a una agenda previamente planificada que sigue lineamentos de sus empleadores y patrocinadores? En estas Intituciones hay buenos profesionales, hay gente honesta que deberia tener un poco de independencia de criterio.



Luis
29/08/2014 04:51:24 PM



4

2
Buen artículo pero el tema de los nuevos impuestos no es solamente verlo desde lo politico porque las leyes dejan grandes vacios, por ejemplo, yo puedo comprar con mis tarjetas de credito unos $100 pero el banco no le pagara a las empresas solo mis $100, pagara mediante transferencia miles de saldos de tarjetas de credito y eso va gravado con el nuevo impuesto pero como los bancos son recolectores no pagaderos, entonces el impuesto que paguen se lo cobraran a todos los usuarios de esos saldos de tarjetas ¿Es culpa de la empresa? no, es culpa de como estan redactadas esas leyes por parte del Estado y su mala administración. Respecto a las obras,¿que es mejor? ¿Hacer una obra directamente al pobre? o ¿pagar impuestos para que los diputados se los gasten en Palestina o Rumania? o peor aún, darselos al gobierno para que los gaste en proyectos que quedan tirados (metrobus, el chaparral, etc) y no digamos las fiestas navideñas de miles de dolares. El gobierno nunca asegurara desarrollo.



Alberto
29/08/2014 09:31:06 AM



1

7
Cuando el articulista dice: "Fusades, ANEP y otras instituciones semejantes deberían tomarse en serio el desarrollo del país, en vez de lloriquear cada vez que hay una subida de impuestos": ¿esta provocando un debate serio sobre los impuestos o ¿atacando a las organizaciones que piensan diferente a él?



maria
29/08/2014 08:28:30 AM



1

2
Sería bueno explicar como encaja esto con algunas formas de contratación de servicios profesionales en donde el que contrata los servicios no le paga el IVA al pobre contratado sino que lo debe sacar de su mismo ingreso...



Jose Raul Gudiel
28/08/2014 05:56:01 PM



9

2
Me parece muy interesante subir los impuestos , pero ¿no sería bueno y necesario que los gastos reservados de la Presidencia de la República se hagan públicos, acaso no es un crimen que el ultimo Presidente tuvo y aparentemente se gasto mas de 400 millones de dolares y nadie sabe en que, teniendo nuestro país tantas necesidades en la policía, en los hospitales , escuelas etc. Subir los impuestos teniendo semejante falta de transparencia, a lo sumo para que veamos emerger un puñado de nuevos políticos multimillonarios de tendencia izquierdista, mientras la población seguirá viviendo los problemas normales de la pobreza ahora aumentados con el terror de estar completamente a merced de las incomprendidas pandillas asesinas.



Marcelo
28/08/2014 05:06:24 PM



4

7
Ni mas IVA, ni mas impuestos específicos, Mejor empleados publicos eficientes y políticos honestos, con eso bastara para El Salvador y el mundo, si le seguimos dando mas dinero a los estados y gobiernos del mundo nunca les va alcanzar están podridos todos y ustedes la iglesia y centros educativos de que hablan sin son los que menos pagan impuestos, ya que "todo lo re invierten en bien de la sociedad"



Tesa De López
28/08/2014 02:28:24 PM



7

1
Buenas Tardes, esa es la causa por que estamos hundidos, los duenos de los recursos no se proyectaron con la población sino a sus ganancias, y lo han disfrazado de buenas obras,,, pero en el fondo nos han llevado a mas miseria, por lo menos deberían avergonzarse y en esta oportunidad redimirse para apostar a hacer las cosas diferentes, antes que lleven al país a otro caos del cual ni ellos mismos encuentren la forma de escapar, enredados en el discurso y la realidad, no cuesta nada ceder al desarrollo verdadero del pais a largo plazo hasta serían beneficiados con empleados mas capacitados, eso si, esperando ser retribuidos con salarios justos. Vamos derecha Uds. pueden,, demuestren que son seres humanos... de carne y hueso pero con corazón también, que no se conmueven con noticias de abandono de niños, niños migrantes, masacres, jovenes sin futuro, desempleo, etc, cuyo origen es la falta de verdaderas oportunidades?? demustren que verdaderamente desean el progreso del país...




Deje su comentario

No se publicarán comentarios insultantes, que no aborden directamente el tema del texto o escritos solo en mayúsculas.


Nombre:

Comentario:

Caracteres disponibles:1000

¿Cuánto es (1 + 7) ?: